El ambiente cambia. Todo el mundo está expectante. Quizás un poco ansioso. Lola Herrera vuelve a los escenarios con «Cinco horas con Mario», una de las novelas de su gran amigo Miguel Delibes.

Sabía que entre ellos siempre hubo una gran amistad. No obstante, hace poco descubrí que Lola ayudó a Miguel a entender el pensamiento y la forma de actuar de las mujeres. En parte, gracias a ella, en el teatro, las mujeres comenzamos a ser otras. Menos delicadas, más chocantes y mucho más reales. Quizás por eso yo también esté algo emocionada.

Sin embargo, y sea como fuere, lo que empezó por «Cinco horas con Mario» ha acabado siendo «Media vida con Mario», porque tras su primera actuación como Carmen Sotillo en 1979, Lola Herrera regresa al Teatro Bellas Artes 40 años después. Todo ello para demostrar que su talento, al igual que el de Miguel Delibes, es eterno.

«Lola Herrera regresa al Teatro Bellas Artes 40 años después. Todo ello para demostrar que su talento, al igual que el de Miguel Delibes, es eterno«

«Cinco horas con Mario» relata la vida de Carmen Sotillo, una viuda que pasa la noche con su marido recién fallecido. En esas cinco horas, ella entabla una conversación a modo de homilía en la que recuerda su vida juntos. Es un monólogo lleno de anécdotas, lágrimas que se confunden con risas y toques ácidos que provocan varias reacciones en el patio de butacas.

Lola Herrera está estupenda. Su voz retumba por todas las paredes del teatro. La platea sonríe en más de una ocasión, le ríe las gracias e incluso se emociona cuando la actriz llora. Porque esta adaptación de «Cinco horas con Mario» es clásica, pero también real. Sobre todo, porque es sincera y nos acerca al pensamiento y a la vida de las mujeres en 1966.

«Porque esta adaptación de «Cinco horas con Mario» es clásica, pero también real«

Todo ello en una actuación unipersonal que nos encierra de principio a fin, que provoca que no queramos que acabe, que queramos saber más sobre Carmen. Aunque esas cinco horas se acaban, y cuando el telón cae, la platea se levanta y aplaude fervientemente al compás de una misma razón: donde esté Lola Herrera, el teatro siempre merecerá la pena.

Reparto

Lola Herrera

Ficha artística

Texto: Miguel Delibes
Adaptación: Miguel Delibes, Josefina Molina, José Sámano
Escenografía: Rafael Palmero
Iluminación: Manuel Maldonado
Técnico de iluminación/sonido: Alfredo Guijarro
Música: Luis Eduardo Aute
Fotografía: Daniel Dicenta
Diseño Gráfico: David Sueiro
Productores: Nur Levi
Coordinación de producción: Marta Fonseca
Secretaria de producción: Eli Zapata
Distribución: Pentación Espectáculos


Lauren Izquierdo

Ah, creo que es ahora cuando tengo que decir que dirijo este sitio. Así que sí, soy la Directora de Status of Empire. ¿Quieres saber mis dos mayores secretos? Soy un cuadro y siempre escribo sobre lo que me da la gana. Llevo en el mundo de la moda desde que tengo 15 años y eso me ha dejado un poco cucú. Pero ahí vamos, sobreviviendo (aunque cada vez tengo más ganas de irme a vivir al campo). Además, también soy experta en belleza. Una, que se adapta a los nuevos tiempos. ¿Otro secreto? Venga, escribo sobre amor porque capitalizar sentimientos es un mood y es el mío, tengo un podcast que se llama Estas Crías y he publicado dos libros que son como mis hijos, Espinas de terciopelo y Silencio. Ale, y ahora a leer todas mis cosas, que tienes para rato.