hablemos sobre retinol

Seguro que has escuchado hablar del retinol. Esta vitamina A con propiedades “mágicas” es muy usada en la cosmética desde hace muchos años. Es muy común encontrarlo en los ingredientes de muchos productos de belleza. En forma de sérum, crema hidratante, contorno de ojos, ampollas… 

La dermatóloga Lorea Bagazgoitia dice en su blog que el retinol es en cierto modo una molécula “transformadora” de la piel. Se denomina así porque acelera la regeneración de las capas más superficiales de la piel, y la deja así más fina y brillante. Además, estimula la producción de colágeno en la dermis, lo que ayuda a prevenir y mejorar las arrugas. 

Esta vitamina consigue llegar a las capas más profundas de la piel, por lo que sus propiedades se manifiestan de una forma más efectiva. De los beneficios del retinol, habla la doctora Gema Pérez Sevilla en uno de sus artículos:

  • El retinol es un eficaz antiarrugas, tanto en aquellas que son finas como en las más profundas. 
  • Debido a su capacidad antioxidante, ayuda a prevenir el envejecimiento de la piel de los más jóvenes.
  • Reconstruye los tejidos cutáneos. Lo que se traduce en una piel más tersa, suave y luminosa.
  • Es despigmentante, por lo que ayuda a disminuir aquellas manchas que se han producido por el sol o a raíz del envejecimiento de la piel.
  • Disminuye la presencia de las venitas que aparecen en nuestra piel.
  • Sirve para tratar el acné, aunque es recomendable acudir a un especialista en el tema para que nos indique que tratamiento es el más adecuado, dependiendo de la situación de nuestra piel.

¿Cómo saber qué producto elegir?

En el mercado cada vez más productos incluyen en su composición retinol. Antes de elegir debemos tener algunos aspectos en cuenta. La concentración del principio activo es la clave, afirma Pérez Sevilla.

En Europa la concentración máxima permitida es del 0,3%. Pérez indica en su artículo que el retinol tiende a irritar la piel por eso recomienda empezar con una concentración baja. La doctora añade que una compensación baja de retinol se puede compensar con otros elementos antioxidantes como la vitamina C, el té verde o la semilla de uva.

El retinol puede provocar cierta irritación en la piel por eso la doctora Pérez Sevilla recomienda consultar con un especialista que nos aconseje acerca de la  cantidad de retinol más adecuada para nuestra piel. Además, es fotosensible por lo que se recomienda utilizarlo mejor por la noche. Por eso Pérez Sevilla aconseja utilizar protector solar de factor alto. Y el retinol no es recomendable en mujeres embarazadas o en período de lactancia.


Patricia Simón

En camino de convertirme en periodista. Me apasiona la moda y aún más escribir sobre ella.