irene-peukes-moda-artesanal-pla-mallorca

La artesanía es sinónimo de cariño y cuidado, sin duda, dos palabras que definen a la perfección a la marca Pla, una firma mallorquina que surge en 2012 para darle un nuevo giro a la vida, a la moda y al trabajo. Irene Peukes es la artífice de este nuevo concepto de producción de moda, una filosofía basada en el comercio justo, que ya sobrevuela las ferias de moda de todo el mundo.

Desde muy joven sabía que quería trabajar en el diseño, por ello, gracias a su creatividad innata y con la ayuda de personalidades válidas, el nacimiento de la marca fue coser y cantar. “Poco a poco hice mi camino y cuando ya estaba desarrollando mis propios productos conocí a Araceli Iranzo, con ella me atreví a montar la marca Pla, nuestra alianza duro 2 años, pero me dio un empujón y me sirvió para reafirmar el proyecto y aquí sigo” explica la diseñadora Irene Peukes.

El diseño artesanal y la sostenibilidad son los valores básicos que emergen en Pla, todas sus piezas se trabajan a mano, por mujeres que aportan su valor de vida sencilla en armonía con la naturaleza, y de ahí bebe la inspiración de la marca. “Amo la belleza y la veo en las cosas sencillas, me inspiran las artesanas con las que trabajo, me inspira el lujo de las pequeñas cosas, valoro la excelencia y quiero llegar a ella. Amo el color, los materiales naturales, las formas sencillas, pero me encanta cuidar los detalles e inventarme nuevas soluciones” argumenta Peukes.  

“Amo la belleza y la veo en las cosas sencillas, me inspiran las artesanas con las que trabajo, me inspira el lujo de las pequeñas cosas”

Todos los materiales de Pla son de origen natural, nada sintético. De momento, su fuerte es el yute y el crepé, pero siguen trabajando duro para incorporar próximamente el cáñamo, “no tengo miedos para crear, ni límites e intento combinar de manera libre los colores, creo que mi formación y mi experiencia me guían para conseguir creaciones que aúnen la belleza de lo sencillo con útil” revela Irene Peukes. El material siempre es el punto de partida de su proceso creativo, además combinan el material con las artesanas.

Pla ha colaborado en algunos desfiles de moda, el más reciente junto a Nicolas Delay en la semana de la moda de Londres. A nivel comercial ha participado en ferias en diferentes ciudades como Berlín, Nueva York, y Madrid, “lo más reciente ha sido en junio, hemos participado en un evento muy inspirador Xtant, sobre el patrimonio textil celebrado en Mallorca” cuenta la diseñadora.

«Recuerdo especialmente nuestra primera aparición en Palma de Mallorca desfilando con el marco de los cuadros maravillosos de Juan Usle en el museo de Arte Contemporáneo Es Baluard” declara Peukes. “Encargué la música a Ginés, un compositor y batería de Mallorca, y conté con la colaboración de una artista brasileño Eder Santos para la elaboración videográfica. Fue maravilloso y me encantaría volver a trabajar juntos de nuevo.”

El comercio justo es una alternativa para el desarrollo económico, un movimiento social y político que promueve la relación voluntaria y justa entre productos y consumidores. Pla es una de las marcas españolas que forma parte de esta alternativa de comercio, uno de los grandes desconocidos en la red global en la que nos movemos.

«Recuerdo especialmente nuestra primera aparición en Palma de Mallorca desfilando con el marco de los cuadros maravillosos de Juan Usle en el museo de Arte Contemporáneo Es Baluard”

Cierto que el comercio justo es una de las herramientas reactivadoras de la economía global, pero como bien nos manifiesta la diseñadora el comercio justo también se enfrenta a problemáticas comunes, “siempre existe la lucha entre el trabajador y el empresario, pero eso es algo normal en cualquier empresa. Pero siempre la motivación y la satisfacción de estar contribuyendo a mejorar las vidas de las personas prevalece sobre todo lo demás.”

No podemos dejar de lado la pandemia COVID-19, y su gran impacto en la industria de la moda, para muchos diseñadores ha supuesto el fin de su creación, pero para otros una bocanada de aire fresco hacía la inspiración. “Este tiempo de la COVID nos ha permitido parar, respirar sobre todo en este lado del mundo. Hemos dejado de participar en ferias, pero no hemos parado en dar trabajo a las artesanas, hemos seguido vendiendo online y también a algunas tiendas, con otro ritmo, a medio gas” revela la diseñadora Irene Peukes.

“Este tiempo de la COVID nos ha permitido parar, respirar sobre todo en este lado del mundo”

Durante la pandemia Pla ha ampliado su sede en Mallorca, más concretamente en Sineu. Han creado un precioso espacio desde el cuál se puede trabajar,  y a la vez mostrar sus productos, “se trata de un edificio que era una antigua harinera. Nos sentimos más cómodos y trabajamos mejor” explica la diseñadora.

Aunque la pandemia nos ha hecho vivir más el presente que nunca, siempre está bien mirar hacia el futuro y pensar donde nos gustaría estar. Por ello, le preguntamos a Peukes sobre sus próximas metas, “tengo muchas ganas de trabajar con más artesanas e incorporar nuevos materiales y desarrollar nuevas técnicas. Además vamos a lanzar Pla Casa, una colección para el hogar con artículos tejidos en Guatemala formado por cortinas, manteles, toalla o paños de cocina. También está en nuestro objetivo ampliar nuestra colección a niños. Tenemos mucha ilusión, como el primer día, y queremos crecer.”


Olga Juárez

Periodista y documentalista, dispuesta a aceptar nuevos retos y a adaptarme a cualquier cambio que me haga salir de mi zona de confort.