¿Alguna vez has disfrutado más de una serie cuando más tareas pendientes tienes? Es probable, ya que es un hecho universal. El momento de luces tenues y desconexión con tu serie favorita es un placer que no se hace monótono. La compañía o la soledad es opcional (a veces), pero las series están ahí siempre (incluso las infravaloradas)

«Recomiéndame una serie» al terminar las más vistas del año, es un estribillo que se ha oído más de una vez. Cansados y aburridos del «¿Seguir reproduciendo?» y de las recomendaciones de siempre. El deseo de descubrir algo nuevo que nos tenga en vilo ya no es una opción. Estas son las series que nunca tuvieron una oportunidad en tu pantalla y que están MUY infravaloradas.

#Younger

La realidad que hay detrás de la edad para encontrar trabajo. Liza Miller es una mujer de 40 años divorciada y con una hija que se adentra en el mundo millenial con un carné de identidad falso que anuncia sus 25. El estilismo y ganas de innovar hacen que sea fácil. Nadie sabe su edad ni historia, ni siquiera sus amigos ni amores. Toques de humor, amor, vida neoyorquina y magia editorial están involucradas en su nueva historia. ¿Descubrirán su verdadera identidad algún día? ¿Cómo puede mentir tan bien a su círculo más cercano? Por cierto, Hilary Duff roba el corazón cada segundo. Casi nadie conoce «Younger», pero engancha, así que anota.

Tumblr

#Modern Love

Todas las caras del amor en diferentes episodios de poca duración. Cosas buenas, no tan agradables y… malas. Basada en una columna del mismísimo New York Times. Cada capítulo es independiente, con una historia real que incita a la reflexión. Consejo: empezar con el 3: «Take Me as I Am, Whoever I Am». Para filosofar del amor que está a la orden del día: el que asusta empezar, no se fía de cualquier persona, cambiante y además, toca la salud emocional y superación.

We Heart It

#Los Goldberg

Un niño con una cámara y una imaginación inmensa se divierte filmando momentos en casa protagonizados por su familia. ¿Quién iba a decir que años después sería el director de esta creación?. Adam Goldberg enmarca los bonitos años 80 y narra historias cómicas llenas de valores. Al final de cada episodio añade la grabación real que guardaba desde niño. Amantes del mundo audiovisual, esta es la vuestra.

We Heart It

#Pequeñas Coincidencias

Las calles de Madrid, los vaivenes del amor, el mundo de la casualidad y lo cómico que resulta cruzarse con el amor de tu vida sin saberlo. Javier Veiga (guionista además) y Marta Hazas dan vida a «Javi» y «Marta», ¡los de verdad! No se fían de alguien que no le guste Joaquín Sabina, cantautor que pone rimas a la banda sonora. El deseo de ser padres en forma de proyección imaginaria del subconsciente es la parte más entrañable. «¡Que yo también quiero vivir mi propia comedia romántica!» decía Marta. Pues la ha conseguido. Otras se conforman con cenar pizza en el Palacio Real al lado del carrusel, como ellos. ¿Se darán cuenta de que están destinados alguna vez?

Tumblr

#Cómo conocí a vuestra madre

La clásica. La amas o la odias, pero si no le das una oportunidad, ¿cómo vas a saberlo? Ted cuenta a sus dos hijos la historia de cómo conoció a mamá. Un paraguas amarillo. Una voz cantando «la vie en rose» desde el balcón. Historias de amistad que se quedan grabadas, como el último cigarrillo. Pero, tantas historias… Para saber quién será. Cada capítulo supera al siguiente. Risas y emoción a partes iguales. Por cierto, ¿conoces a Ted?

Pinterest

Y tú, ¿ya sabes cuál de las series infravaloradas vas a ver hoy?


Carla Pérez Martínez