Vivimos en una sociedad machista, y todos y todas tenemos comentarios o actitudes machistas, aunque a veces no seamos conscientes de ello. En este artículo te cuento qué son los micromachismos, y cómo combatirlos.

#Micromachismos

#¿Qué es un micromachismo?

Los micromachismos son aquellas acciones, actitudes o comentarios que denotan el dominio masculino en el día a día. Y lo peor de todo: suelen estar aceptados socialmente.

Teniendo clara esta definición, el siguiente paso es entender que hay tres tipos: directos, indirectos y de crisis.

«Rosa para las niñas, azul para los niños»

#Micromachismos directos

Pongamos un ejemplo: El hombre se sienta en la mesa a esperar que la mujer le ponga la mesa. ¿Un acto cotidiano, verdad? Pues este comportamiento tan normalizado es un micromachismo directo.

Otro de los ejemplos sería que el mando de la televisión lo controle también el varón, y no la mujer.

@devermut

#Indirectos

Imperceptibles. Así son estos tipos de micromachismos que impiden que la mujer piense por ella.

En este machismo emocional se incluyen comportamientos como la manipulación emocional, el abuso de confianza, la intromisión en la intimidad o los engaños y mentiras.

“Qué suerte, tu marido te ayuda en casa”

#De crisis

Aparecen cuando el hombre se siente amenazado por la mujer, y a través del lenguaje y de comportamientos intenta mantener la desigualdad.

#Cómo combatirlo

Vayamos a lo importante urbanita, ¿Cómo podemos acabar con los micromachismos?

@sindytakanashi

“Corres como una niña”

Desnaturalizarlo es el primer paso. Reconocer que existen y que están mal.

Adiós a los roles de género. Urbanita si hay algo que nuestra generación está demostrando, o más bien desmontando son los roles que se nos imponen en el instante que le dicen a nuestros padres si somos niño o niña.

Y hablar urbanita, hablar. Es muy importante que una vez se detecten estas actitudes o comentarios expliquemos a la persona que lo ha dicho qué es lo que está diciendo.


Laura Moro

Estudio Periodismo y Comunicación Audiovisual. Me encantan las series, las películas no tanto. Acabaré escribiendo un dramón como This is Us, o siendo community manager porque me flipan las redes sociales.