mujer con los brazos cruzados y fondo rojo y negro

Pese a que el techo de cristal sigue siendo una lacra en la mayoría de las grandes empresas, la española María Ferreras ha conseguido revolucionar los organigramas de uno de los gigantes del streaming, la plataforma de contenidos audiovisuales Netflix. Tras ocupar durante dos años el puesto de vicepresidenta de Negocio de Netflix para Europa, África y Oriente Medio, acaba de ser nombrada directora global de Desarrollo de Negocio.  Desde ahora, la directiva supervisará todas las asociaciones de la multinacional. Pero, ¿de dónde viene María? Y lo más importante: ¿hacia dónde va?

#¿De Madrid a Netflix?

En el caso de María, el dicho “de Madrid al cielo” es prácticamente una realidad, si lo tomamos en sentido metafórico. La madrileña comenzó su carrera profesional tras cursar un máster en Ingeniería de Telecomunicaciones y un postgrado en Marketing.

Antes de unirse a Netflix en abril de 2017, trabajó en Google durante diez años como directora de Asociaciones de YouTube para el Sur de Europa y los Mercados Emergentes. Entre sus objetivos se encontraba hacer crecer el ecosistema de asociaciones de YouTube y cuidar la estrategia de contenidos para los socios. Fue precisamente un compañero de Google el que le pasó la oferta de empleo en la plataforma una noche mientras se lavaba los dientes. ¿El principal requisito? Irse a vivir a Ámsterdam.

La recién ascendida directora global de Desarrollo de Negocio en Netflix también ha desempeñado diferentes funciones de liderazgo y alta dirección en empresas multinacionales como Lycos, Orange y Telecom Italia. Asimismo, ha formado parte del consejo académico de The Valley, una innovadora escuela de negocios digital, ya que considera que cualquier líder ha de estar dispuesto a reinventarse constantemente.

“Antes de unirse a Netflix en abril de 2017, María trabajó en Google durante diez años”

#España, una mina de oro audiovisual

Desde hace un tiempo, María Ferreras lleva apostando de continuo por convertir su país natal en el ‘hub’ audiovisual de Europa» a través de una acción tan global y diversificada como la que propone Netflix. A día de hoy, está un poco más cerca de conseguirlo. A principios del pasado año, la plataforma de contenidos audiovisuales estableció su nuevo centro de producción europea en el Madrid Content City, una gran oportunidad para viejos y nuevos creadores. La inauguración de esta mastodóntica nueva sede en la madrileña localidad de Tres Cantos forma parte de una estrategia  multimillonaria en contenido en español, que ayudará a respaldar al creciente sector audiovisual nacional.

mujer dando una conferencia en auditorio
Fuente: Panorama Audiovisual

En junio de 2020, durante la cumbre empresarial organizada por la CEOE bajo el título ‘Empresas Españolas: Liderando el Futuro’, María quiso poner en valor la labor del servicio de streaming durante la pandemia. Durante los meses de confinamiento, un nada desdeñable número de personas hallaron compañía y distracción en los innumerables contenidos de entretenimiento disponibles en Netflix bajo suscripción.

En dicho evento, la directiva también identificó algunos de los retos a los que se enfrenta la industria de cara a los tiempos futuros, como son «velar por la empleabilidad y sostenibilidad del sector audiovisual», «apostar por la innovación» y «fomentar la colaboración público-privada en beneficio de la Marca País».

“María Ferreras apuesta de continuo por convertir su país natal en el ‘hub’ audiovisual de Europa»

En una carrera con tintes violetas, esta líder de 48 años se ha convertido en un auténtico referente dentro de una de las compañías más cotizadas del mundo. Famosa por su cultura de empresa, Netflix ha sabido aprovechar el potencial de una mujer como María Ferreras, influyente hasta la médula, y perseverante hasta alcanzar la cima del éxito, rompiendo moldes y prejuicios.


Raquel R. Incertis

Mitad música, mitad palabras, 100% historia basada en hechos reales. Escritora de literatura infantil y juvenil. Amante de las Humanidades y de la cultura en general, vivo en un constante viaje de aprendizaje dentro y fuera de la UC3M. Aunque el periodismo es mi pasión desde niña, también me pica el gusanillo de la política, el cine, el marketing, el emprendimiento y los idiomas.