Fotógrafo: Xavier Torres-Baccheta

Patricia López Arnaiz se pone bajo la piel de Lide en ‘Ane’, la ópera prima de David Pérez Sañudo. Para Patricia López Arnaiz ‘Ane’ es una película muy especial en gran parte por la narrativa tan inteligente que tiene. ‘Ane’ cuenta la historia de Lide, una madre joven que un día descubre que su hija adolescente no ha ido a casa a dormir. Junto a su ex-marido Fernando, comenzará no solo a investigar el paradero de su hija, sino a adentrarse en el mundo de Ane y a darse cuenta de que ha convivido junto a una desconocida. Hemos hablado con Patricia López Arnaiz sobre su personaje, la dirección de David Pérez Sañudo y algunos futuros proyectos.

Fotógrafo: Xavier Torres-Baccheta
Fotógrafo: Xavier Torres-Baccheta

¿Qué fue lo primero que pensaste cuando te llegó el guion de ‘Ane’?

La primera lectura de ‘Ane’ fue una lectura de estas que de repente te paran. Estás leyendo guiones y dentro de lo que vas encontrando y de los tipos de escritura, ‘Ane’ me resultó peculiar. En el caso de ‘Ane’ la primera impresión fue de particularidad, como de una escritura muy original, con una autoría muy original. Con muchas capas, un guion inteligente, un personaje muy interesante y distinto a otras cosas que había hecho. Muchas cosas a favor. La primera lectura de guion fue darme cuenta de que estaba delante de un proyecto especial.

La primera lectura de guion fue darme cuenta de que estaba delante de un proyecto especial

¿Qué tiene ‘Ane’ de especial para ti?

Yo tengo la sensación de que es una peli que tiene cierta inteligencia en la mano del director. También por el guion y todo. Creo que tiene una narrativa que es muy inteligente. Es una narrativa que no es nada obvia, que te cuenta las cosas sin ponerlas en boca de los personajes. Las cuenta de una manera mucho más interesante. Utiliza mucho el símbolo, tiene un lenguaje cinematográfico muy interesante también con la cámara, que cuenta muy bien. Creo que tiene unos personajes muy chulos, está construida desde un sitio muy real, me da esa sensación por todo. En general creo que es una peli “pequeñita”, quiero decir que no es de grandes fuegos artificiales sino que creo que tiene un objetivo más realista, más pequeñito. Creo que está muy bien contada.

Has hablado de la dirección ¿cómo ha sido trabajar con David Pérez Sañudo en su primera película?

Ha sido muy buena experiencia la verdad, yo creo que nos hemos hecho amigos y todo. Hemos trabajado muy de la mano y eso me ha gustado mucho. Al final el personaje de Lide tiene mucho lugar entonces estaba grabando todos los días prácticamente todo el tiempo. Creo que me ha dado un espacio grande para mis propuestas, me ha dado mi voz y mi hueco. Me ha hecho propuestas que me han encantado. A mí me sorprendió mucho porque yo había hecho un corto con él pero lo grabamos en un fin de semana y no me hizo consciente de qué tipo de cine hacía. Aquí desde el primer día me sorprendió mucho cómo movía la cámara, cómo proponía. Su lenguaje cinematográfico me pareció super interesante, cómo resolvía, cómo planificaba en algunas secuencias que no sabía bien cómo hacer y luego venía con una idea brillante. Alguien perfeccionista que intenta hacer muy bien su trabajo. Tiene una gran inteligencia, un gran gusto y es un gran conocedor del cine yo creo.

¿Qué has aprendido al interpretar a un personaje como este?

Cuando te pones en un personaje que es tan distinto a lo que has hecho antes es esta cosa de experimentar registros que va abriendo el abanico en una misma. Te saca de lugares comunes a los que puedas ir. Yo había trabajado personajes más comedidos, más en la contención y de repente un personaje disparado como Lide te abre un poco al juego y a poder atreverte a jugar más y explorar. Igual antes me podía cohibir, no lo sé, lo reflexiono ahora realmente. Abrir un poco el registro.

¿Cuánto dirías entonces que hay de Patricia López Arnaiz en este personaje?

Yo creo que todos los personajes siempre tienen algo. Un actor o actriz hace un personaje que es una versión de sí mismo, siempre hay algo. En Lide bueno, es verdad que una de las cosas que me atrajo del personaje fue lo políticamente incorrecto y cuánto le daba igual la mirada del otro. Lo libre que la veía en ese aspecto. Ser muy fiel a su sentir. Igual esa es una parte que yo tengo más comedida, que no voy así por la vida. Puntos de encuentro con ella igual pueden ser el apasionamiento o la vulnerabilidad cuando a ella le tocan las cosas, igual ahí me reconozco más.

Una de las cosas que me atrajo del personaje fue lo políticamente incorrecto

De todos los temas que se tratan en ‘Ane’ ¿cuál te gustaría destacar?

Para mí quizás la empatía. Esta pregunta no me la habían hecho todavía. Quizás la empatía porque lo que me parece bonito de esta historia que a mí me tocaba mucho porque creo que es algo en lo que todos nos vamos a reconocer. Es super universal la dificultad de comunicarnos con las personas a las que más queremos. Esto pasa mucho en el ámbito familiar, que son las personas que en tu vida más te van a mover y con las que tienes vínculos más fuertes. Sin embargo, es a la gente a la que peor tratamos a veces. Lo que me gusta del recorrido de estos personajes es que siempre se han comunicado dese un sitio alejado, se han puesto en un rol y en un personaje cada una que se ha quedado instalado. Es la emoción real y el sentimiento de por ejemplo el miedo a perder a una hija. Una revolución interna que hace que puedas mirarla desde otro sitio no desde el juicio. Es capaz de mirar a su hija a la vez que hace un juego de espejos y puede verse a sí misma. Como un acto terapéutico inconsciente de verse a sí misma en la hija pensando “cómo ha sido mi vida, cuánto he sufrido, cuánto no”. Cosas que has ido sujetando y tapando para poder seguir adelante y de repente entras en contacto con la empatía. Me parece que es muy bonito porque realmente puede conseguir acercar a la gente y que cuando tienes empatía con el otro puedes tenerla contigo y aceptar también tus dificultades

Además es una película rodada en Euskera que ha triunfado en toda España, esto tiene que sentar muy bien

Sí, a mí me parece que ya tenemos que dejar de formularlo como un obstáculo. Cada vez está más abierto todo, puedes ver películas en cualquier idioma. Es maravilloso poder escuchar lenguajes distintos y que no haya prejuicios con eso. Para mí es super interesante lo local, ver la riqueza cultural y no ir solo a cosas que ya están globalizadas. Ver toda la variedad y riqueza cultural que tenemos, me gusta. Por ejemplo gente que no es vasca y ha visto la peli en las dos versiones, se quedan con el euskera.

Fotógrafo: Xavier Torres-Baccheta
Fotógrafo: Xavier Torres-Baccheta

¿Para ti fue un reto rodarla así?

Sí, fue una de las cosas que más miedo me daba. Yo estudié en euskera hasta los 18 años pero la uni la hice en castellano y en mi entorno tampoco hablaba mucho en euskera. Es verdad que no lo he practicado mucho durante mucho tiempo entonces lo tengo oxidado. Me daba miedo porque claro, al ver las parrafadas que tenía en el guion, la propuesta y la intención de David respecto al personaje y viendo que rodaba todo en plano secuencia. Me daba mucho respeto porque veía que al final iba a estar rodando todos los días e iba a ser un trabajo duro en ese aspecto. Me daba miedo que el propio cansancio me hiciera mella ahí y no pudiera estar atenta a otras cosas porque necesitara mucho esfuerzo en el lenguaje. Me entró tanto miedo que varios meses antes me puse a tope a darle mucha gimnasia al texto y tuve un coach que estuvo conmigo en los ensayos preparando y me ayudó un montón. Fui más segura con esa parte.

Estrenasteis ‘Ane’ en el Festival de San Sebastián ¿qué significó para ti?

Fue increíble, ahí empezó todo. Antes en el Festival de Málaga ya había tenido reconocimiento que era cuando había entrado alguna ayuda para acabar algo del sonido o el montaje, pero ya en Donostia se abrió la caja de Pandora. Lo cuento mucho porque fue así. Cundo fui a Donostia por la mañana me llamó el director para que bajara a verle y tengo esa imagen grabada en la calle. Estábamos prácticamente solos en la calle y me dijo “mira lo que han escrito” y era la primera crítica que salía de ‘Ane’ que era una pasada. No nos lo podíamos creer. Y de ahí a ahora todo lo que nos ha pasado, está siendo un viaje super guay.

¿Cómo recibes todo el éxito que estás teniendo a título personal?

Muy bien, con mucha alegría y un poco con extrañeza también. Es raro, cuando lo estás viviendo a veces es un poco difícil ver dónde estás, es algo que igual más con la distancia lo podré ver con más claridad. Me pilla también en un momento de mucho trabajo entonces básicamente esto se está manifestando en días de entrevistas y en algo maravilloso que son cientos de mensajes que recibo todo el rato de apoyo, cariño y felicitaciones. Realmente lo estoy viviendo más por los mensajes que estoy recibido, digamos por la repercusión que está teniendo en la gente de mi alrededor, y a través de ellos lo estoy viviendo yo. Mientras tanto mi dinámica es ir a currar y no lo notas más que cuando ves un montón de mensajes. Pero con mucha alegría, estoy super contenta y más por ser con una película como ‘Ane’ en la que todos pusimos mucho. Un proyecto muy íntimo y personal para todos, te sientes muy parte de él. Nos ha pillado tan de sorpresa que es una alegría llegar a todo esto de la mano de ‘Ane’.

El reconocimiento está siendo muy grande, has ganado el Premio Forqué y estás nominada al Goya y al Feroz como Mejor Actriz

Sí, a ver qué pasa. Estoy que no sé muy bien. Estoy super contenta, un continuo de buenas noticias. Lo que está por venir muy contenta de ir con el equipo. Luego ya veremos lo que tenga que pasar, pero juntos de la manita de ‘Ane’ como paseándola. Es muy ilusionante. Y ahora que no se pueden celebrar de otra manera me lo tomo como una manera de celebrar la peli.

Estoy super contenta, un continuo de buenas noticias

Hablabas antes del trabajo y estás rodando ‘Feria’ para Netflix ¿qué puedes contarnos?

‘Feria’ es una serie de Netflix localizada en un pueblo andaluz donde hay una mina antigua. Es una historia ambientada en los años 90. Aparecen unos cadáveres en una mina y arranca una investigación. Mi personaje es un policía que va a investigar qué ha pasado. Tengo un personaje secundario que no tiene mucho recorrido y estoy ya terminando de rodar. Creo que va a ser una serie muy potente, muy entretenida y con muchas sorpresas. De momento he podido ver algunas imágenes y tiene una pinta muy bonita, la estética y la foto.

Y acabas de terminar de grabar ‘La cima’ ¿cómo ha ido el rodaje?

Acabamos hace poco. Es una película de Ibon Cormenzana con Javier Rey. Es una historia de alpinismo, de dos personas que se encuentran en el Himalaya. Una historia de estos dos personajes que cada uno se encuentra con su mochila en sentido literal y simbólico. El encuentro que se da entre ellos, lo que les mueve. Ese afán de contar el espíritu que tienen los alpinistas de comunidad, compañerismo y hermandad. Es un mundo muy potente e intenso, para mí muy interesante y enigmático también. Creo que la gente que no nos dedicamos al alpinismo nos cuesta muchísimo entender cómo funcionan estas personas que se dedican a ello. Es una historia interesante.

¿Algún otro proyecto además de la serie y la película?

Hay cosas, pero todavía no sé si puedo hablarlas porque está todo un poco verde. La verdad es que tengo un montón de proyectos sobre la mesa. Es un momento fértil y me siento super afortunada y contenta. Tengo cosas para leer y para proyectar, pero de momento nada de lo que pueda hablar que esté cerrado del todo.


Paloma Arwen