La mujer siempre ha sido y siempre será un foco de luz sobre muchos de nosotros. Ellas son las grandes, las que transmiten y abordan gran mayoría de profesiones dentro de la industria. Las mujeres son arte, pero por desgracia, en muchas ocasiones se han mostrado como objetos y con el uso sexual menos apropiado. En la cultura popular siempre se ha dicho lo siguiente: “El sexo vende”. Sí, es una afirmación real. El sexo es morboso, intimo y glamuroso, pero en muchas ocasiones, machista.

Denigración del rol de la mujer en campañas de moda

Diseñadores, fotógrafos, directores de revistas y altos cargos del sector han escenificado a la mujer de forma denigrante y con aires de inferioridad con respecto al hombre. Además, hay que añadir que se ha criticado desde siempre a la mujer, cuando “no va a la moda” o no sigue las tendencias impuestas. Igualmente, con los cánones de belleza en los que se busca un prototipo ideal con modelos de talla 0. Esto podemos descubrirlo en diferentes campañas publicitarias de Tom Ford donde se muestra a la mujer como ama de casa o sexualizada como un objeto. Asimismo, Dolce & Gabbana ha simulado “violaciones grupales” de varios modelos masculinos. Esta tuvo que ser retirada por graves críticas de sus consumidores y público. A continuación, os mostramos algunas campañas de moda que se han categorizado como denigrantes hacia la mujer:

El séptimo arte partícipe de esto

Hasta podemos apreciar esto en el cine, en concreto con la película “El diablo viste de Prada”, donde Meryl Streep interpreta a Miranda Priestly, editora jefe de la revista de moda Runway. En una de las escenas, la actriz critica el físico de su secretaria de una forma despectiva: “Adelante. Arriésgate. Contrata a la chica gorda y lista. Tenía esperanzas. Dios, me alimento de ellas.” También observamos actos denigrantes con respecto al rol de la mujer con el documental “The September Issue”. Donde Anna Wintour, directora global de Vogue y Condé Nast hace comentarios humillantes sobre el corte de pelo de la actriz que protagonizó  la portada del número de septiembre de ese año.

¿Es la industria de la moda enemiga de las mujeres?

Este tipo de campañas, películas y documentales hacen que la moda quede como la enemiga de las mujeres. Una enemiga que ha evolucionado y busca que su público femenino se sienta empoderado, como principal factor indispensable. Este elemento lo podemos descubrir en diferentes campañas, como la de la española Desigual, que en 2018 lanzó diferentes mensajes positivos sobre la normalización del peso corporal y de ser únicas, conceptos por los que siempre aboga. Otro claro ejemplo lo encontramos en las revistas, muchas han querido reflejar que una mujer también es aquella que no nace biológicamente como tal. Como es el caso de Valentina Sampaio, primera modelo transgénero en desfilar para Victoria ‘s Secret y protagonista de Vogue o Harper’s Bazaar. Por último, podríamos destacar la presencia de marcas como Savage X Fenty de Rihanna, que luchan por la inclusividad de cualquier cuerpo femenino en las pasarelas.

Podemos decir que la mujer es indispensable para que la industria siga adelante, representan una mayoría en los diferentes sectores y se han ganado lugar como grandes trabajadoras. Modelos, diseñadoras, nuestras redactoras, directoras de revistas son los pilares que sostienen nuestra fantasía y el amor que le tenemos al arte de hacer moda. Desde los confines de nuestro mundo tan querido y amado (como la galaxia creada por Dior) tenemos que hacer un consenso por la igualdad plena entre todos los integrantes de este.

En definitivas cuentas y a modo de resumen, la comunicación de moda con respecto al rol de la mujer ha cometido errores, pero los tiempos cambian. Ahora se busca un pacto por la igualdad entre toda la humanidad, sin importar nada personal o social. Hemos podido analizar tanto episodios denigrantes como empoderantes. Todo sería evaluarlo en una balanza y aprender de los errores cometidos para que no volverían a ocurrir.


Diego Rueda

La moda es un arte, es un concepto que define mis emociones, mi personalidad y mi día a día. Escribir sobre moda masculina, nuevo órdenes para el hombre y pasarelas son algunos de los temas que más me apasionan. CONTACTO: diegorueda.18@campuscamara.es